SalvadorLeal.com

La vida irreal de Salvador Leal

Bañado con miel

with 6 comments

En mi primaria, el tres veces glorioso Instituto México, sabías que se acercaba la época navideña cuando nuestro profesor de canto comenzaba a «enseñarnos» villancicos. Utilizo las comillas en el verbo «enseñar» porque la verdad es que más de la mitad de los trogloditas que asistían a clases no podía emitir un ‘Do’ ni aunque su vida dependiera de ello.

Nuestro maestro de música se llamaba Ángel Novoa y era un ser verdaderamente excéntrico, como sacado de una ópera italiana. Era famoso porque, durante los actos cívicos mensuales, era el que daba el conteo a toda la escuela para que echara la porra al instituto justo después del himno.
Releo el párrafo y creo que me he saltado un par de ideas: sí, mi primaria tenía himno y sí, mi primaria tenía una porra. Y si bien el himno no era cantado con exactitud (ya ven cómo se le dan a los niños eso de cambiar la letra de las canciones), toda la escuela, 2,500 almas, se unían a la porra al Glorioso Instituto México. Y el encargado de contar ‘uno, dos, tres’ antes de que la porra comenzara, era Ángel Novoa.

Lo pienso dos veces y creo que sí me gustaría una chamba como la de él.

En fin. La única persona más extravagante que el profesor de música era su esposa, Cecilia Valdés, que era quien tocaba el piano durante las horas de clase. Doña Cecilia (que muchos, muchos años después, supe que era una virtuosa de clase mundial) venía vestida con estolas, abrigos y bufandas en los días más calurosos del año. Unos días se pintaba el pelo de rojo, otras de café; algunas veces usaba una bolsa enorme decorada como papel tapiz y otras traía un paraguas sin ninguna utilidad aparente. Eran la pareja perfecta. Y los dos daban clase de música a todos (TODOS) los salones de mi primaria, es decir, a las 2,500 almas que echaban la porra del Instituto México el día de actos cívicos.

Decir que era clase de música es decir demasiado. La verdad es que la primera vez que las generaciones veían una nota musical era hasta que llegábamos a la secundaria y ahí, La Vitola, pretendía enseñarnos la diferencia entre un Fa sostenido y un Re bemol. Pobre.
Lo que nos enseñaban los profesores de música era, básicamente, a cantar canciones típicas mexicanas. Gracias a ellos conocí ‘La Bikina’ antes de que la cantara Luismi, cantamos una cosa llamada ‘De niño quise una estrella’, corridos, boleros y demás repertorio que nos permitieron no sólo sobrevivir sino destacar en visitas posteriores a cantinas y bares de mala muerte.

Con esto dicho, regreso al inicio del post; te dabas cuenta que la época navideña se acercaba porque una mañana don Ángel repartía hojas con una canción que, creo, se llama ‘Los 12 días de Las Posadas’ y que era una adaptación al español de la canción ‘Twelve days of Christmas’.
Y todo este choro mareador me lo eché únicamente como pretexto para publicar la letra de dicha canción que he buscado incesamente en internet y que no había podido encontrar. En una comida reciente con viejos amigos de la primaria, esta canción salió a la conversación y nos dimos cuenta que no recordábamos qué decía exactamente la canción. Después de desempolvar las memorias y los recuerdos, aquí está. Sirva entonces como un servicio a todos aquellos que han buscado la letra -críptica y rara- de «Los 12 días de Las Posadas» (que no tiene sentido porque en México no son 12 sino 16 y porque si alguien llegara a la posada con seis gansos finos todos lo veríamos como venido de otro planeta).

El primer día de posadas, mi amada me mandó
Una pera bañanda con miel

El segundo de posadas, mi amada me mandó
Dos tortolitas
Y una pera bañada con miel

El tercer día de posadas, mi amada me mandó
Tres pollas cluecas
Dos tortolitas
Y una pera bañada con miel

El cuarto de posadas, mi amada me mandó
Cuatro jilguerillos
Tres pollas cluecas
Dos tortolitas
Y una pera bañada con miel

El quinto de posadas, mi amada me mandó
Anillos Real
Cuatro jilguerillos
Tres pollas cluecas
Dos tortolitas
Y una pera bañada con miel

El sexto de posadas, mi amada me mandó
Seis gansos finos
Anillos Real
Cuatro jilguerillos
Tres pollas cluecas
Dos tortolitas
Y una pera bañada con miel

El séptimo que pasa, mi amada me mandó
Siete cisnes blancos
Seis gansos finos
Anillos Real
Cuatro jilguerillos
Tres pollas cluecas
Dos tortolitas
Y una pera bañada con miel

El octavo de posadas, mi amada me mandó
Ocho lecheritos
Siete cisnes blancos
Seis gansos finos
Anillos Real
Cuatro jilguerillos
Tres pollas cluecas
Dos tortolitas
Y una pera bañada con miel

Al noveno que pasa, mi amada me mandó
Nueve danzantes
Ocho lecheritos
Siete cisnes blancos
Seis gansos finos
Anillos Real
Cuatro jilguerillos
Tres pollas cluecas
Dos tortolitas
Y una pera bañada con miel

El décimo que pasa, mi amada me mandó
Diez nobles cojos
Nueve danzantes
Ocho lecheritos
Siete cisnes blancos
Seis gansos finos
Anillos Real
Cuatro jilguerillos
Tres pollas cluecas
Dos tortolitas
Y una pera bañada con miel

El undécimo que pasa, mi amada me mandó
Once tamboras
Diez nobles cojos
Nueve danzantes
Ocho lecheritos
Siete cisnes blancos
Seis gansos finos
Anillos Real
Cuatro jilguerillos
Tres pollas cluecas
Dos tortolitas
Y una pera bañada con miel

El duodécimo que pasa, mi amada me mandó
Doce flautistas
Once tamboras
Diez nobles cojos
Nueve danzantes
Ocho lecheritos
Siete cisnes blancos
Seis gansos finos
Anillos Real
Cuatro jilguerillos
Tres pollas cluecas
Dos tortolitas
Y una pera bañada con miel!

Written by Salvador Leal

diciembre 7th, 2007 at 1:15 pm

6 Responses to 'Bañado con miel'

Subscribe to comments with RSS or TrackBack to 'Bañado con miel'.

  1. La canción es una traducción de «12 Days of Christmas», je. No sabía que existía versión traducida (y ahora sé como conseguirla).

    http://www.cresourcei.org/cy12days.html

    arboltsef

    7 Dic 07 at 1:29 pm

  2. Creo que son 9 posadas de hecho… comienzan el 16 de diciembre y terminan el 24… asi que como quiera no da…

    Saludos.

    jigace

    7 Dic 07 at 6:48 pm

  3. yo tampoco sabía q había adaptación… el ingenio latino es sorprendente…
    a propósito:

    Entiendo q tu colegio era un colegio marista vdd? te suena…
    Gloria honor a ti oh! buen padre, Marcelino Champagnat
    Todos hoy te celebramos, dulce aposto de la (palabra perdida entre recuerdos)
    Con Jesús y con María, entregaste vida, amor
    Por el alma de los niños, lo mejor de tu (más palabras perdidas)

    Te suena?

    yohAn!

    10 Dic 07 at 9:00 pm

  4. Gracias, por recordarme tan buenos tiempos, no habia nada como las clases de musica y gritar el himno el Instituto, bueno talvez solo superado por las mini-olimpiadas

    Gabriel

    10 Dic 10 at 12:01 pm

  5. Si caray
    me acuerdo perfectamente de esas clases incluso no se si te acuerdes que nos ponían en el auditorio y cada hilera de las butacas cantaban una estrofa y te ponían de pie y prácticamente la gritabas
    y también me acuerdo del profesor de música, el eterno Gonzalo Curiel y en secundaria de la vitola, del mauricon de langle entre otros

    gracias por el flashbacks y la letra mi esposa no me creía que existía esta canción

    jorge

    17 Dic 10 at 10:18 pm

  6. Estimado Salvador, me dio muchisimo gusto haberte encontrado, soy una mama de 33 a;os de edad, mi ni;o tambien estuvo en el el Glorioso Instituto Mexico. El dia de ayer, 24 de diciembre, no pude evitar que la melodia de la cancion viniera a mi mente y que intentara infructuosamente recordar la letra, asi que aqui estoy y encuentro tu nota tan hermosa. Hasta hace 2 a;os el profesor Angel aun les ense;aba el villancico a los ni;os, desgraciadamente la profesora ya fallecio, desconoczco desde cuando, pero su hijo es ahora el que lo acompa;a al piano. Aun cada a;o, el dia que se hace la presentacion de los villancicos, este canto es el numero mas aplaudido y emociona a todos los padres de familia encantados de ver a sus peque;os cantando tan peculiar cancion. Te agradezco infinitamente que me hubieras compartido tus memorias. Un saludo enorme y feliz navidad.

    Ruth Diaz Michel

    25 Dic 10 at 4:48 pm

Leave a Reply