SalvadorLeal.com

La vida irreal de Salvador Leal

Archive for the ‘blogosfera’ Category

2009

with 4 comments

1. Pues comenzó el nuevo año y este blog nomás no había posteado. Lo siento, trataré de hacer un recuento de las múltiples cosas que han pasado y verán que he tenido muchas razones para no haber escrito.

2. Como nos habíamos quedado en la última serie de posts, me titulé. Ahora sí, la gente por la calle me puede decir ‘licenciado’ sin temor a equivocarse o herir susceptibilidades. Nomás me tomó cinco años y tres temas de tesis distintas pero al final quedó. ¿El tema de mi tesis? Etiquetado de transgénicos. Groundbreaking y breathtaking, lo sé. Tengan en cuenta que mi primer acercamiento a la titulación incluía una investigación de campo en países musulmanes; y si con esta última línea no se convencen de que me gusta complicarme la vida, no sé qué más necesitan.

Mientas que hordas de economistas de mi generación hacían maestrías (hasta dos) y doctorados, yo todavía no me titulaba. ¿Cómo era eso posible? me preguntaban mis allegados. Aaaaahhh, contestaba yo, lo que pasa es que ninguno de mis colegas contemporáneos ha estado cinco años escribiendo un blog. Porque justamente, ese es otro de las cosas que sucedieron en estas últimas semanas…

3. Mi blog cumplió cinco añotes. Un lustro de mantener y shinear (y revampear) SalvadorLeal.com no cualquiera. En el blog he encontrado un espacio para aventar pa’rriba las ideas que se me ocurren, las cosas que veo y -poquito- las cosas que me pasan. Creo que, haciendo un balance, los cinco años de mi blog dan resultados bastante positivos; no porque me haya ahorrado una lana de terapia (aunque también), sino particularmente porque gracias al blog me he podido encontrar con una gran cantidad de personas talentosas, divertidas e inteligentes que de ninguna otra forma me hubiera topado.

Leerlos primero y conocerlos después, han sido de los fenómenos más extrañamente agradables a los que me he visto expuesto. Supongo que es una nueva forma de hacer amigos que, como la Sección Amarilla, funciona y funciona muy bien. Un abrazo grande, grande, tan grande como el blogroll de la derecha que leo religiosamente, a todos mis amigos, panas, comparsas y colegas bloggeros. Nunca cambien, valen mil. Y si cambian, no duden en postear sus razones (je).

4. Otra de las razones por las que no me había titulado podría haber sido la falta de necesidad. Resulta que para estudiar una maestría uno debe estar titulado de una licenciatura (duh) y pues yo ya tenía hasta mi credencial de (neo)alumno de la maestría pero de mi título ni sus luces. Vaya, nada como ponerle algo de emoción al asunto de la titulación: si no te titulas no sólo no serás licenciado sino que tampoco podrás entrar a la maestría y los bocadillos y bebidas de la recepción tendrán que tirarse a la basura o dársela a los niños pobres.

Viéndolo de otro lado, en estos cinco años no dejé de ser ‘alumno’ y cuando finalmente tengo la oportunidad de dejar de serlo, decido inscribirme en una maestría para mantenerme en el redil. Ahí les dejo el dato para su interpretación favorita.

5. Diciembre también marcó otra fecha de celebración: llevo seis meses yendo al gimnasio. Como en otra ocasión les platiqué, Martha y yo nos inscribimos en un ‘fitness club’ que más bien es el centro social más vibrante del momento; yo lo considero ‘el Califa de los gimnasios’ pues no hay día en donde no me encuentre a alguien conocido. A Javier Solórzano ya no me lo he encontrado, pero la otra vez estuve conviviendo con Zague en los vestidores y hasta miembro de la Selección me sentí. Y si no me encuentro a nadie famoso, no falla que está algún exalumno del CUM, o del ITAM. Me cae que un día de estos hasta un blogstar me voy a encontrar en las caminadoras.

6. Por cierto, hablando del gimnasio, aún no se sienten las multitudes que pusieron “hacer ejercicio” en el primer lugar de su lista de propósitos para el año nuevo. No sé si sea la crisis o que simplemente no les ha dado tiempo de ir a que les den el tour por el lugar. En pensamientos aleatorios adicionales, la otra vez llegué a las 6 de la mañana y había COLA para entrar al lugar!! ¡¡COLA!! Háganme el favor. Los sportjunkies son toda una raza que me sorprende día a día.

7. Para no fallarle este año, comenzamos con dieta baja en carbohidratos para eliminar los kilitos acumulados. De vuelta al queso panela a la plancha, las ensaladitas y las comidas altas en proteínas. Adiós a las tortillas y el pan. Adiós, pues, al 70% de la comida mexicana. Si todo sale bien, con esta dieta y el ejercicio, para el 2012 estaré listo para posar en la portada del Men’s Health.

8. El 2009 también marca una nueva temporada de “La Vida Irreal de Salvador Leal” (traducida en otros países de habla hispana como “La Culpa de Todo la tiene Salvador Leal”). En esta nueva temporada, aparte de una maestría, nuestro joven protagonista cumple 30 años y sus escritores deciden que es hora de ponerle un poco de ‘Friends’ a su serie mudando no a uno sino a dos de sus amigos al mismo edificio donde él vive. Y no a cualquier tipo de amigos, no señor. A los cuates con los que escribe un sitcom. De la nada, eso se convierte en un sitcom acerca de escribir un sitcom. Es como “Nobody’s Watching” pero en México. A ver qué pasa.

9. En mis vacaciones se me ocurrieron varias ideas. Una de ellas (la más pegadora) la publicaré en el siguiente post. Seguiremos informando…

Written by Salvador Leal

enero 7th, 2009 at 7:56 pm

Bienvenido

with one comment

Seguro que ya lo vieron y/o lo escucharon. Lo posteo aquí porque la canción me ENCANTÓ. Soy fan. Refan, de hecho. El video viene de la primera entrega de YouTube Live!

Written by Salvador Leal

diciembre 1st, 2008 at 3:48 pm

Posted in blogosfera

El blog

with 5 comments

Cualquiera que haya tenido algún tipo de problema relacionado con escribir un blog personal se puede llamar, con todas sus letras, un bloggero. Y hay un tema que un bloggero simplemente no puede soltar porque es un tema con el que le cuesta trabajo lidiar: la autocensura.
Junten a dos o tres de sus cuates bloggeros; junten a un grupo de bloggers en un Chelas & Blogs y verán que, de repente, la conversación se vuelve de reunión de Alcohólicos Anónimos en donde cada uno va contando lo difícil que le resulta vivir cosas que no puede publicar por temor a que alguien se enfade, a que le traiga problemas en la chamba o a que después pueda ser usado en tu contra.

Ejemplos sobran en esos momentos. Digo, creo que muchos leímos, cuando abrimos nuestra cuenta en Blogger (que aún no era comprada por Google, those were the days) una serie de recomendaciones que comenzaban con un sencillo “no seas estúpido, piensa dos veces las cosas antes de publicarlas”. Y uno no hacía caso y de repente, del comentario más inocente (o el más divertido, en la mayoría de los casos), llegaban amigos y conocidos a reclamarte “oye, si la fiesta te aburría tanto, ¿por qué fuiste?”, “no puedo creer que pienses eso de mí… porque ese del que escribes obviamente soy yo”, “tus tías son tan agradables y tú las describes como verdaderos monstruos”, “oye, yo también estaba en esa aventura y nomás no aparecí jamás!”.

Así que, después del quinto enojo, uno aprendía a guardarse ciertas cosas y no publicarlas, sabiendo que le causarían problemas. Uno, hay que afrontarlo, escribe con un poco de tiento (por no decir “miedo”). Pero, además, sucede un fenómeno curioso. Cuando llega el clásico tipo que comenta que tu post apesta, tienes la capacidad suficiente de decir “hey, imbécil, si no te gusta, vete a leer a otro lado”. Claro, cuando llega alguien ‘en la vida real’ a reclamarte, lo único que atinas a responder es algo así como “esteeee, sí… bueno, yoooo… es que ese no eres tu; de verdad!”. Patético.

Conozco varios casos en que la cosa no termina bien. O para el bloggero o para el blog. Unos dejan de escribir para siempre, a otros se les pasa después de un rato y deciden volver a publicar pero “ahora sí, anónimo, para que nadie se entere”. Eso es lo que les dicen a sus contactos de messenger y compañeros de crimen. Por que ese es otro. Los que escriben blogs (aquí incluyo mis filias personales) nos sentimos un poco Clark Kent y Superman; de día somos Alicia, Elsa, Christian, Armando o Luis, unos mansos trabajadores en las filas laborales y por las noches nos convertimos en Alice, Yosola, Semidios, WOMS o Huevo, ácidos observadores de la realidad en la que vivimos.
De esto se desprende que la tarea del bloggero no es apta para personas con delirio de persecusión. Uno que lleva el suficiente tiempo en esto, sabe perfectamente cuántos llegaron a su blog buscando palabras clave en el último post o a través de una búsqueda en Google con su nombre verdadero. Y, alguien con verdadera obsesión podría estar preguntándose todo el día cuántas personas de su oficina saben que, uno, además de ser un disciplinado burócrata, también escribe sandeces en internet.

Si en mis manos estuviera, propondría que en la siguiente Semana de la Comunicación de alguna universidad, o Coloquio de Blogs, o Encuentro Bloggero o algo así en donde la gente se junta a platicar del presente y futuro de la blogocosa, yo organizaría una mesa redonda en donde la gente pudiera exponer sus frustraciones (y opiniones también) generadas por la autocensura a la que se ven expuestos los escritores de blogs personales.

Yo nomás me dedicaría a moderar la conversación. Obvio. ¿Quién les ha dicho que este es un blog personal?

Written by Salvador Leal

noviembre 27th, 2008 at 1:00 pm

Posted in blog,blogosfera

Sick-o

with one comment

Alguien en internet hizo una pregunta inocente. Supón que matas a alguien y tienes que deshacerte del cuerpo. ¿Cómo le haces? El problema de hacer preguntas inocentes (o necias) en internet, es que corres el peligro de que alguien, que parece tener mucha experiencia, te responda:

First, be smart from the very beginning. Pulverize all teeth, burn off fingerprints, and disfigure the face. Forcing a DNA test to establish identity (if it ever comes to that) might introduce the legal/forensic hurdle that saves your ass down the line. An unidentifiable body can, in a pinch, be dressed in thrift store clothes and dropped in a bad part of town where the police are less likely to question it. I don’t reommend that disposal method, I’m just saying an easily identifiable body is an even bigger threat than the opposite.

Assuming you have it inside a house where you can work on it a bit, the first thing you want to do is drain it of fluids. This will make it easier to cut up, and slow decomposition a little bit. The best way to do this quick and dirty is to perforate the body with a pointed knife, and then perform CPR on it. Cut the fronts of the thighs deep, diagonally, to slit the femoral arteries. Then pump the chest. The valves in the heart will still work when dead, and the springback of the ribcage can put apply a fair amount of suction to the artria. Do this in a tub. Plug the drain, and mingle lots of bleach with the bodily fluids before unplugging the drain to empty the tub. This should help control the stench of death, which would otherwise reek from your gutter gratings. Do everything you can to control odors. Plug in an ionizer, burn candles, leave bowls of baking soda everywhere. Ventilate the room in the middle of the night, but otherwise keep it closed. Keep the body under a plastic sheet while it’s in the tub.

If you want to bury, I recommend seperating the body into several parts, and burying them seperately. For one thing, it’s easier to dig a deep enough hole for a head than for an entire body. this reduces your chances of being discovered while you are actually outside and digging the grave.
That is the one thing you can’t do inside the doors of your house, and represents a vulnerable moment you want to keep brief, under 2 hours. Do it between 3 and 5 am. It’s also less likely for someone to call the police if their dog digs up some chunk of meat, than if they dig up an enitre body. They may assume it’s an animal carcass disfigured by decomposition, and leave it alone or dispose of it. It’s also more likely that the dog will consume all of it before anyone knows the difference. A whole skeleton is another story. You can cut a body into 6 pieces faster than you think. It’s not much different than boning a chicken, but it takes more work, a big knife, and time. A hammer will be useful for pulverizing joints or driving the knife deep where it doesn’t want to go. Anyway it’s wise to crush as much of the skeleton as you can along the way. It will aid in making the body less identifiable for what it is as it decomposes.

Don’t return to the same site 6 times for 6 burials.You’ll attract suspicion from anyone nearby, and you’ll wind up placing the body parts close enough together to be found by any serious investigation. Put them in plastic bags with lots of bleach, and store in a freezer until you have enough time to bury them all.

Depending on what tools you have available, you may find that you’re get really good at deconstructing the body. You might prefer to slowly sprinkle it down a drain without leaving your house. This avoids the long-term risk of discovery associated with burial, and the overwhelming supply of bacteria in a sewer accellerates deconomposition, whil e providing a convenient cover smell.

Truly grinding down a body takes a lot more work, and you run the risk of fouling your plumbing and calling in a plumber. So don’t try it unless you know how to clear bones and meat out of a drainpipe. A good food processor can be useful. But don’t over-use it, or power drills or saws. They’re noisy and they attract attention. And forget the kitchen sink. It’s better if you actually remove one of the toilets in your house from its base, which will give you direct access to one of the largest sewer pipes that enters your house. Follow any disposals with lots of bleach and then run the water for 5 or 10 minutes on top of that. And plug that pipe when you’re not using it, to prevent any sewer gasses from backing up into your house. Usually, a U-trap inside the toilet does that for you.

Si lo tuviera, este post estaría en la categoría ‘pointless but scary’.

Written by Salvador Leal

septiembre 5th, 2008 at 9:48 am

Magritte

with one comment


Robado vilmente a Patricio Betteo (¡aplausos!)

Written by Salvador Leal

agosto 26th, 2008 at 6:50 pm

Posted in blog,blogosfera

Entrelíneas

with 11 comments

SalvadorLeal.com era el nombre. Como subtítulo tenía “Menos Crest y Más Zubrowka”.
Así era este blog en los inicios. Yo acaba de salir de Procter & Gamble (hence la referencia al Crest) y el subtítulo invitaba al consumo del que, a pesar de los años, continúa siendo mi vodka favorito: el Zubrowka.
El Zubrowka es un vodka de color amarillento que tiene una larga vara de pasto en la botella. Dice la leyenda que ese tipo de pasto tiene propiedades afrodisiacas y que dicha hierba es la causante de que en Polonia todavía haya bisontes vivos. De hecho, la etiqueta del vodka trae un bonito bisonte. La recomendación de los conocedores es que se toma frío, sin hielos y casi-casi de Hidalgo; yo lo prefiero en un vaso de whisky, con hielitos y con sorbos pequeños. Mezclarlo es una grosería. A pesar de que se toma frío, jamás me lo he tomado (ni me lo tomaré) en la playa o en alguna calurosa noche citadina; el Zubrowka es perfecto para las posadas y fiestas de fin de año.

Conocí el Zubrowka gracias a Joe y Peter, en aquel aciago año del 2001. Los tres somos fanáticos del vodka y del vino tinto. En aquellos nuestros años universitarios, tomábamos Zubrowka porque era bueno y barato. Ahora sólo es bueno. Desde siempre lo he comprado en el Palacio de Hierro, sólo que antes costaba $70 pesos y ahora sale en más del doble. Recuerdo que un amigo de WFM se sorprendió de saber que en El Palacio® vendían buen chupe barato. Del puro gusto compró una botella y me la regaló.

Cada vez que terminaba el semestre del verano, se celebraba (se celebra) en mi universidad un festejo denominado “Los Mariachis”. No hay mucha ciencia. La celebración consistía en conmemorar la tradicional salida de una generación más de alumnos acompañados de mariachi; el único detalle era que se hacían dentro de las instalaciones de la escuela, la noche de un jueves y con cantidades estúpidas de alcohol. Yo, como buen wallflower que era en la universidad ni quería ir ni quería celebrar ni nada de nada. Esa noche, un amigo, que ni siquiera estudiaba en mi universidad, pasó por mí con una botella de Zubrowka y me obligó a ir. Nunca le pude agradecer el detalle.

Hoy tomo más vino tinto que vodka. Antes tomaba puro vodka. Ron casi nunca. Tequila jamás. El Bacardí Limón con refresco de manzana me sigue gustando pero ahora me da un poco de flojera. En la prepa la bebida era el ‘Moradito’ (vodka [Absolut, obvio]) con jugo de uva.

Me quedé pensando en la expresión “de Hidalgo”. ¿Se entenderá en otras partes de Latinoamérica? ¿Tendrá alguna referencia al Padre de la Patria? ¿O se referirá a los antiguos hidalgos españoles (i.e. el Ingenioso _______ Don Quijote de la Mancha)? Si se refiere a Don Miguel, ¿a qué momento histórico homenajeará el tomarse un trago de un solo golpe? El Grito de Dolores no necesariamente fue tan intempestivo, y cuando llega a la Ciudad de México, justamente peca de conservador en lugar de ser arrojado, osado y valiente. Misterio.

Juro que me he tardado en escribir por una falta absoluta de tiempo, que no de ideas. El WordPress lo sabe mejor que yo: hay 70 borradores de posts con temas de todo tipo. Unos apenas son frases de recordatorio mientras que otros son posts con piernas bastante bien desarrolladas que sólo necesitan un empujoncito para comenzar a correr. “Closure”, por ejemplo, habla de las últimas películas que he visto (Batman y Wall-E, entre otras), mientras que “WorkOut” es acerca de mi nuevo acercamiento a los gimnasios. Por que sí, estoy yendo periódicamente -demasiado periódicamente- a un gimnasio. Y no a cualquier gimnasio. No, señor. Voy a El Califa de los Gimnasios, al lugar en donde te encuentras a medio mundo de la farándula, los famosos y la socialité. Con decirles que Pocholo y Javier Solórzano están entre mis compañeros de caminadora. Y jamás me había percatado de lo parecidos que son.

“Charlie” es un título provisional para recomendarles que vean, bajen o se pirateen la película de “Charlie Bartlett”. Desde “Rushmore”, ninguna película le había gustado tanto a mi alter-ego interior. “Monogamia” es un ensayo acerca de cómo la monogamia es lo de hoy, mañana y siempre. Surgió de un par de comentarios y de varios posts que he leído en contra de la monogamia y a los que decidí contestar evitando -como siempre- la mochez y el conservadurismo.
Los posts poco a poco se van haciendo más viejos y muchos de ellos pierden su valor original. “Querido Diego Luna:”, por ejemplo, era una carta al actor de “Y tu mamá también” en donde hablaba de lo complicado que es explicarle a personas que recién conoces el hecho de que tengas un blog. Por eso le pedía a él que abriera uno, de tal forma que se pusieran de moda y que así uno pudiera decir “escribo en internet como lo hace Diego Luna” en lugar de comenzar a hablarle a la gente de lenguajes HTML, feeds, posts y contadores de hits. ¡Hoy ese post ya perdió su encanto pues hasta López Dóriga tiene uno!

“El GPS de tu vida” lo escribí un poco antes de casarme, pero nunca me gustó su desarrollo. La idea, que es de W.J. Wallace, acerca de tener un GPS que te dijera en qué momento de tu vida estabas, me encantaba. Pero la verdad es que el tema de la incertidumbre ya no me atrae tanto como antes. El estrés de saber si estás en un McJob, preguntarte si tres años es demasiado tiempo sabático o si ya va siendo hora de tener un hijo, todo ello gracias a este GPS, me ha dejado de interesar.

Al igual que el Bacardí Limón con refresco de manzana, supongo.

Written by Salvador Leal

agosto 19th, 2008 at 5:36 pm

Terror

without comments

Yo pensé que lo más aterrorizante de regresar al trabajo sería revisar mi correo electrónico.
Pero no.

El Google Reader no lo quiero ni abrir…

Written by Salvador Leal

agosto 6th, 2008 at 6:36 pm

Posted in blog,blogosfera

Monterroso 2.0

with one comment

Gracias a Bef, he descubierto el blog de José Luis Zárate.
En su blog, Zárate escribe cuentos, minificciones, historias de menos de 140 caracteres. Apenas lo que cabe en un mensaje SMS (abro paréntesis: creo que debemos buscar un mejor sinónimo de “mensajes SMS” que el clásico “mensajito”).

Y no sólo eso. En su twitter, José Luis hace lo mismo pero en una sola línea. Y hay unos verdaderamente interesantes. Sobretodo porque, en un ataque de creatividad, una sola línea te remite a un universo de posibilidades literarias.

Si en algún momento te quedaste sin ideas para desarrollar aquella historia corta que querías escribir, date una vuelta a su blog o a su twitter.

Two thumbs up!

Written by Salvador Leal

julio 16th, 2008 at 12:16 pm

Sock III

with 4 comments

¿Pero qué le pasa a este país?
¿En qué momento me mudé a Suiza? ¿O a Noruega?
Primero, internet en el camión. Y ahora, internet GRATIS en mi cuarto de hotel.

De nuevo, y con todas las formalidades, nombro al Hotel Plaza Camelinas de Querétaro un hotel Blogger Friendly.
Me cae que nomás por eso les perdono que no tengan Room Service las 24hrs.

Written by Salvador Leal

julio 11th, 2008 at 12:06 am

Posted in blog,blogosfera

Shock

with one comment

Estoy en verdadero shock…
Resulta que voy trepado en un autobús ETN rumbo a la hermana república de Querétaro.
Y pus que prendo la compu para ver si trabajo un rato… y que descubro que ETN tiene internet abordo!!

Déjenme lo digo de nuevo. ETN TIENE INTERNET INALÁMBRICO GRATIS EN SUS CAMIONES.
Desde aquí, en humilde pero significativa ceremonia, nombro a ETN como la primera línea de autobuses Blogger Friendly.

AJÚA!

Written by Salvador Leal

julio 10th, 2008 at 8:26 pm

Posted in blog,blogosfera